Cultura

Italia recuerda la “batuta revolucionaria” de Claudio Abbado

Imagen tomada de la web

Italia ha destacado al “extraordinario” director de orquesta que fue Claudio Abbado, muerto este lunes en Bolonia a los 80 años, y su carácter “revolucionario”, siempre volcado en promover la música clásica entre los más jóvenes.

En un breve comunicado, la familia informó que Abbado murió “serenamente” a las 8:30 hora italiana (7.30 GMT) después de que en los últimos días había cancelado todos sus conciertos.

“La batuta revolucionaria”, titula en su edición digital el diario “La Repubblica” al recordar las críticas de Abbado al “egoísta sistema económico actual” y sus alabanzas al sistema venezolano que había conseguido crear centenares de pequeñas orquestas en este país.

Para Abbado la música servía de “rescate social” y su experiencia en Venezuela, en 2010, donde dirigió la Orquesta Juvenil Simón Bolívar de Venezuela, le permitió confirmar que “la música salva a los jóvenes de la criminalidad, la prostitución y la droga”.
El maestro había sido nombrado senador vitalicio de Italia el pasado 30 de agosto y su sueldo lo había decidido destinar a la Escuela de Música de la pequeña localidad de Fiesole, en la región central de Toscana, en su último gesto para promocionar la música clásica.

Por ello, uno de los primeros en lamentar la muerte del maestro fue el secretario general del Partido Demócrata y alcalde de Florencia, capital de Toscana, Matteo Renzi que destacó “su generosidad hacia la ciudad” y su “extraordinaria grandeza”.

Música clásica a las cárceles y hospitales     

Una vida en la que realizó decenas de proyectos para llevar la música clásica a las cárceles o en las secciones de pediatría de los hospitales, al considerar que “la educación musical es, en realidad, la educación del hombre”.

“Un extraordinario músico y un hombre valiente”, así lo definió la viceministra de Cultura italiana, Ilaria Borletti Buitoni.

“La cultura italiana pierde a uno de sus grandes representantes en el mundo”, expresó por su parte el presidente de la Comisión de Asuntos Exteriores en el Senado, Pier Ferdinando Casini.

El director del Teatro Piccolo de Milán, Luca Ronconi, quien había colaborado con Abbado en numerosos proyectos, resumió con “un dolor insoportable” el fallecimiento del maestro.

El rotativo “Corriere della Sera” destaca otra de sus célebres sentencias que caracterizaron su carácter: “Volvería a dirigir en el Teatro de la Scala de Milán si me pagasen plantando 90.000 árboles”, explicaba el maestro en una entrevista de 2010.

Con EFE

Tags: , , ,
Ubicada en Cultura · enero 20, 2014 · Comments (0)

PUBLICIDAD